Saltar al contenido

¿Quién es el Culpable?

17 septiembre, 2014

Quiero contarte una anécdota que recuerdo a raíz de la consulta de un suscriptor… la pregunta fue…

¿Quien Absorbe los mayores costos del presupuesto inicial cuando existen omisiones, impericias, negligencias, errores en una obra en construcción?

Y yo quise responder con esta anécdota…
Una vez trabajaba para una empresa de llave en mano y nos toco construir una casa que había diseñado otro arquitecto. Yo hice el presupuesto en base a su Computo Métrico. Y NO revisé si faltaba algún Item. Error, error, error.
Mi empresa firmó llave en mano, es decir tenía que entregar la casa terminada. Terminada significa precisamente eso. Terminada. No hay ninguna excusa. Hay que terminarla.
A mitad de obra descubro que faltaba computar toda la vereda (acera) perimetral, nada mas ni nada menos que 70 m2 de nivelación, contrapiso, carpeta, cerámicos, zócalos… unos 2.500 dólares.

La pregunta es genial: ¿Quién paga esto?

Pero mirá la perspectiva de todos…
1) El dueño: Yo contraté llave en mano, a mi me tiene que entregar la vereda.
2) El arquitecto que hizo el cómputo métrico: La empresa tendría que haberlo revisado.
3) La empresa: Nosotros presupuestamos sobre el cómputo métrico. ¿Si no para que queremos un cómputo métrico?
En mi opinión el arquitecto proyectista es el responsable, y debería asumir toda la responsabilidad. Pero pagó la empresa, su condena fue el “Llave en Mano”
¿Qué actitud tomó el arquitecto? ¿El? ¡ninguna! es un Arquitecto, es un Señor. ¿Cómo va a pagar por sus errores?
Por eso cuando llaman “dibujito” a nuestro trabajo es tan doloroso, se tiene tantas responsabilidades, (a mi juicio solo superadas por las profesiones de la salud), que en verdad es ingrato que se resuma a “dibujito” toda la responsabilidad que tiene un arquitecto.
¿Qué pasa si el dueño no contrataba llave en mano…?  “Ese es otro cantar, posiblemente lo hubiera tenido que pagar él”
Por eso el Llave en mano es tan protector para quien lo contrata. Claro que es mas caro, pero…
es una desición muy grande que tenés que tomar.

¿Vos que pensás hacer?